Firms Border
Firms Border Vertical

A las empresas del futuro no las frenan las fronteras

Read the Article

Ha pasado el tiempo en que las empresas de contabilidad manejaban negocios exclusivamente regionales. A medida que nuestro pequeño mundo se reduce aún más, las empresas deben prepararse a fin de llevar la contabilidad de los negocios internacionales, especialmente aquellos con subsidiarias en Estados Unidos. Para estos negocios, la estructura empresarial estadounidense y la planificación de impuestos son fundamentales para administrar de manera eficaz la exposición tributaria internacional. Para llevar la delantera en este asunto, los profesionales de impuestos y contabilidad deben mantenerse al día en diversas áreas clave.

Las leyes tributarias estadounidenses son complejas

En muchos aspectos, Estados Unidos es un país único, porque incluye 50 estados autorregulados que, además, están dentro del alcance de normativas federales. Esto genera grandes complejidades cuando una subsidiaria de una empresa internacional tiene sucursales en diferentes estados o tiene trabajadores remotos o por contrato.

Dada la estructura única de nuestro país, es importante que las empresas cumplan con los códigos de impuestos federales y estatales. De acuerdo con las estimaciones de la Oficina de Administración y Presupuesto, el 36% de los ingresos fiscales de 2023 provendrán de los impuestos sobre la nómina; el 50%, de impuestos individuales (que incluyen los impuestos de entidades con transparencia tributaria); y el 9% provendrá de los impuestos empresariales.

Si una empresa quiere cumplir con las normativas y evitar inconvenientes, los equipos legales y los contadores deben estar alineados. Por ejemplo: lo último que quieren las empresas es tener que pelear para determinar si se presentó correctamente el impuesto sobre la nómina correspondiente a un trabajador remoto en California de una subsidiaria con sede en Nueva Jersey.

Una manera en que tus clientes pueden mantener a todos alineados es usar la función de seguimiento de la ubicación de QuickBooks Online para evitar problemas de impuestos sobre la nómina, las ventas y los ingresos estatales.

La contabilidad moderna debe cumplir con los GAAP y las IFRS

Si bien los contadores públicos certificados con sede en Estados Unidos están al tanto de los Principios de Contabilidad Generalmente Aceptados (GAAP, por sus siglas en inglés), otros más de 110 países siguen las Normas Internacionales de Información Financiera (IFRS, por sus siglas en inglés). Las diferencias más importantes entre las dos prácticas son que las IFRS están mayormente basadas en principios, son más flexibles y requieren menos divulgación de datos. A este respecto, las empresas internacionales podrían no estar preparadas para la naturaleza detallada y basada en reglas de los GAAP.

Las empresas necesitan un equipo contable que esté muy familiarizado con los GAAP y las IFRS al trabajar con subsidiarias estadounidenses de organizaciones internacionales.

Identificar una solución integral es fundamental

Claramente, hay muchas consideraciones importantes a la hora de manejar la contabilidad en Estados Unidos de una subsidiaria internacional. Para cumplir con las normativas, algunas empresas crean un departamento contable. Sin embargo, la tercerización podría resultar un enfoque más ágil y rentable. Dicho enfoque es particularmente beneficioso para cuestiones tales como la implementación de estrategias de precios de transferencia adecuados para las transacciones transfronterizas internas.

Cuando las empresas internacionales eligen esta opción, suelen preferir una solución integral que comprenda las cuestiones de contabilidad, nómina e impuestos federales y estatales. Por ejemplo: una nueva subsidiaria estadounidense podría rápidamente lograr un crecimiento de nuevos ingresos antes de finalizar su inscripción tributaria. Esta empresa podría beneficiarse de un proveedor de bajo costo que pueda brindar asistencia con los números de identificación del contribuyente a nivel federal y estatal.

Además, es importante considerar las opciones para capitalizar las operaciones de puesta en marcha de una subsidiaria estadounidense. Estas deberían revisarse con anticipación para administrar el retorno de la inversión y el impacto en los ingresos sujetos a impuestos en Estados Unidos. Es difícil sobreestimar el valor de trabajar con un profesional que tenga vasta experiencia en impuestos a nivel internacional. Dicha experiencia puede minimizar el riesgo de sufrir multas costosas por reportes deficientes.

Una configuración rápida es especialmente importante para las empresas tecnológicas que operan en una industria cambiante. Estas empresas deben elegir el proveedor adecuado: uno con experiencia, trayectoria y herramientas para ayudar a sus clientes a abordar las leyes tributarias nacionales y extranjeras, las conversiones monetarias internacionales y otras cuestiones. Y es aún mejor encontrar un proveedor que sea rentable y tenga capacidad de ampliación.

Plataformas basadas en la nube: son más seguras de lo que piensas

Para tener éxito en el área contable internacional, las empresas tal vez tengan que recurrir a las tecnologías basadas en la nube. Si bien esta podría parecer una propuesta arriesgada para muchos profesionales que no pertenecen al mundo de la informática, un servidor físico en el armario de una empresa podría ser más riesgoso que una plataforma segura en la nube. Incluso enviar cheques físicos podría ser más riesgoso que usar pagos en línea a los cuales se pueda dar seguimiento.

Más allá del mayor nivel de seguridad, las empresas que actualmente utilizan programas de software de escritorio deben alistarse para migrar a la nube por otra razón: las empresas de software brindan cada vez menos soporte para las tecnologías más antiguas. Como resultado, los desarrolladores de programas de software de contabilidad basados en la nube toman medidas para hacer que esos programas ofrezcan mayor compatibilidad con los cambiantes protocolos tecnológicos y de seguridad.

El enfoque DEI es clave para lograr el éxito

Las empresas de la actualidad deberían trabajar con proveedores que demuestren un compromiso con la diversidad, la equidad y la inclusión (DEI). Dichos proveedores comprenden el valor de una fuerza de trabajo más diversa, de tener acceso a un conjunto de talentos más profundos y de ofrecer una gama más amplia de perspectivas e ideas modernas. La adopción del enfoque DEI puede dar lugar a relaciones cliente-proveedor positivas al demostrar el valor de la diversidad para una base de clientes multinacional.

Empresas del futuro, hoy

Las fronteras tradicionales ya no son una limitación. Las empresas que están preparadas a fin de prestar servicios de contabilidad e impuestos a empresas internacionales pueden estar mejor posicionadas para el éxito.

Crystal Gates, CPA

Crystal Gates, CPA, is a partner in the tax group at Crowe. She specializes in domestic and international tax planning, consulting, and compliance services. Crystal has more than 25 years of experience providing risk management, growth strategies, global business expansion, and disposition planning services. More from Crystal Gates, CPA

Comments are closed.